HOME                     LINKS                       CONTACT                      

29 abr. 2013

ÉXTASIS




VIBRAVOID     "THE POLITICS OF ECSTASY"
¿Existen realmente políticas para el éxtasis?, y si así fuera, ¿podemos imaginar una guía de obligado cumplimiento, una especie de protocolo de comportamiento correcto para conseguir y mantener una situación extática? La primera opción que me viene a la mente es repasar el concepto de "éxtasis" que aparece en el Diccionario de Autoridades de 1732. Dice así: "Arrobamiento de espíritu que dexa al hombre fuera de sentido, o por la fuerza de una vehemente imaginación, o por alguna súbita mudanza de un placer repentino, o no temido pesar, o por operación divina"

A ver si nos entendemos. Éxtasis y espíritu van de la mano; el hallarse fuera de sentido,es ser insensible; producto de una imaginación exacerbada, locura acaso; placer inesperado, el que buscamos afanósamente no entraría pues en el escenario; falta de pesar, casi imposible en nuestros días; y si es divino no estaría al alcance de los hombres. Pues no, no entiendo gran cosa.

Vibravoid, esto es, una cuadrilla de Düsseldorf, compuesta por Christian Koch, voces y guitarra, Robert Braune, a la batería, y un tal M. Lammert al bajo, llevan funcionando desde 2000 en el circuito post-kraut, rock espacial, psicodelia ácida o así. Este su trabajo "The Politics Of Ecstasy" se publicó en 2008 después de una larga gestación de 4 años, y viene a consolidarles como uno de los grupos más interesantes del panorama musical actual, lejano al "mainstream" de super estrellas o grupos aptos para todos los públicos, más bien alineados hacia unos oyentes interesados en melodías herederas de los padres fundadores de los estilos más subterráneos.

 En su cara A se amalgaman 7 temas que epitomizan todo el ambiente y la atmósfera ideal para crear un viaje iniciático, siempre hay un comienzo por muchas veces que se escuchen. Espacios abiertos a la instrumentación multiforme, distorsiones guitarreras, reverberaciones electrónicas, "overdubs" sincopados, cintas aceleradas. Corren melodías pinkfloydianas en la pieza que da título al disco, versionean de una forma personal a Strawberry Alarm Clock en su conocido tema "Incense and Peppermints", trasiegan armonías astrales en "Doris Delay" y "Playing With Beuys", los teclados son misteriosos en "Oscillations", hay ecos de pensamientos paranormales en piezas como "Audio Revolution 1" y "Late As A Morning"

La cara B se compone de un único corte, "Your Mind Is At Ease" que comienza y se extiende con una base instrumental muy sólida, alzándose perezosamente en capas de inconsciencia para trasladar al oyente a nuevos campos sensoriales, las neuronas transmitiendo constántemente señales de un feliz descontrol. Súbitamente la música se torna de laboratorio y la experimentación cae en una cubeta que cambia el rumbo completamente. Afortunadamente, al final del tema, vuelve la explosiva recitación inicial a controlar la nave. No llega a aterrizar y sigue su itinerario hacia unas cariátides lunares que solo Lovecraft pudo presentir.

Mención especial para la presentación del Lp por el sello ateniense Anazitisi records. Extraordinaria imaginiería psicodélica, "sleeve" con colores deslumbrantes, poster de la banda incluido.

Vibravoid. No olviden el nombre. Estos alemanes son, afortunadamente, algo mucho mejor que la Merkel y el insoportable Vettel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario