HOME                     LINKS                       CONTACT                      

4 ago. 2014

RAREZAS V. "MINIATURES", SEGUNDA PARTE.




"MINIATURES, A SEQUENCE OF FIFTY-ONE TINY MASTERPIECES EDITED BY MORGAN-FISHER"
Un error causado por la negligencia del corrector de texto de esta casa (que le ha costado la consiguiente y prescriptiva flagelación al calor del sol de Julio, justo en el innoble momento en que mayor concentración de moscas "cojoneras" hicieran su aparición), impidió terminar adecuadamente los dos últimos temas de la quinta banda correspondiente a  la cara A del "Miniatures, Rarezas IV, Parte Primera", publicado recientemente en este mismo blog.. Nos referimos al "The History Of Rock´N´Roll" de Andy Partridge (XTC) y al "Breather" de Phantom Captain. En el primero de ellos asistimos, sorprendidos, a un ejercicio de epítome musical, 20 segundos que abarcan los distintos y muy definidos estilos guitarreros que concretan las décadas de los años 50, 60, 70 e inicios de los 80. Impagable en su "minimalismo" expresivo, una genialidad propia del cantante y guitarra del grupo de Swindon. En el segundo, Phantom Captain, identificación artística de un grupo de teatro surrealista que se movía en el Londres de últimos de los años 70, la pieza nos alinea con un tipo de música que entonces se calificaba como "medioambiental y psiconecromántica" (?) , fascinante en su incomprensible significado. Y tomando carrerilla, al término de estos dos temas inexplicablemente olvidados, nos lanzamos por el trampolín de la cara B del disco, ensamblado por una idéntica estructura que organizara la cara A, 5 bandas con un total de 25 temas. Vamos pues con ellos.

Comenzamos con Ron Geesin y su tema "Enterbrain Exit". Poeta y músico multi-instrumentista, colaborador en algunas grabaciones míticas ("Atom Heart Mother" de Pink Floyd), nos deleita con un "spoken-word", acento del East-End londinense, culminándolo, para mayor asombro, con una suerte de vodevil guasón. Alejandro Viñao, reconocido compositor argentino, sigue con su "An Imaginary Orchestrina", resumiendo en un minuto una obra global, del mismo título, que tardó en componer un año completo; ejercicio multi-orquestal que se asemeja al repiqueteo de variados instrumentos y ecos. Fascinante, en cuanto supone una ruptura total con la estructura fundamentalmente musical de la compilación, nos enfrentamos a Quentin Crisp, especialista en narraciones "como ser vivo", alejados del convencionalismo propio del concepto textual de la literatura. Aquí, en su "Stop The Music For A Minute", se explaya a gusto relatando las maldades intrínsecas de la música. Coge la vez ahora Simon Desongher, uno de los ejemplos más nítidos de las excelencias de la "musique concrète", flautista y especialista también en tratamientos electrónicos de instrumentos acústicos, su "Tetrad" nos acerca al vuelo lineal de un murciélago en pleno mediodía. Sigue ahora Ralph Steadman, dibujante y diseñador de la portada de este "Miniatures", que debuta aquí como cantante, en plan puramente folk, con una oda al poeta inglés John Donne, interpretado por el propio Morgan Fisher en su destartalado y viejo harmonium. Y termina la primera banda con R. D. Laing y su hijo Adam. El primero, en la época de esta grabación, reconocido como uno de los más famosos psicólogos del mundo. Amante del free-jazz y devoto pianista. Su versión del "Tipperary", tema tradicional del folklore bélico anglo-irlandés (1ª Guerra Mundial), se asimila mucho más a las tonalidades armónicas propias de un "western-saloon-spaghetti" de Ennio Morricone, dicho queda.

La segunda banda inicia su recorrido con Trevor Wishart, entonces (1980) profesor de música electrónica y medio-ambiental de la Universidad de York, además de miembro en activo de la "Electro Acoustic Music Society". Su tema, "Beach Double", ejemplifica la cacofonía de instrumentos de viento y ecos inconexos, puro ejercicio que ensaya las posibilidades tonales del "final como principio", sin que quepa retorno armónico alguno. Acecha ahora la figura de John White, miembro de la "The Garden Furniture Music Ensemble", además de la "The Farewell Symphony Orchestra". Con estos antecedentes, que para los entendidos hablan de su querencia por la "música no-monumental", más otros menos extraños (colaborador con la Yehudi Menuhim School, con Gavin Bryars y Eno, además Director Musical del National Theatre...) nos ofrece en su "Scene De Ballet" un extracto de su "The Celestial Clock Factory", pieza al piano que parece marcar un timbre que se expande como ondas concéntricas. Excelente. Pasamos el turno a Ivor Cutler, conocido filósofo especializado en "música entimografista (?) y oblicua (!)". Colaborador en películas de Ken Russell, dibujante y caricaturista en diversos medios escritos. Su "spoken-word" "Brooch Boat", con tenebroso fondo musical marino,  corre más parejo al "te Deum" de una pieza sacra. Sobreviene a continuación Zazou, miembro del grupo francés ZNR (junto a Joseph Racaille, del que ya hablamos en la Primera Parte), también inspirador del movimiento "L´Esprit Nouveau", abogados de la "línea clara" musical, interpretadora de los conceptos de humildad y renuncia y su aplicación a la composición armónica. Su tema "Do Tell Us" experimenta con el llamado "wallpaper music", antecedente del posteriormente conocido, y comercializado, como "muzak music". Termina la segunda banda con Michael Bass & Ellen Tenenbaum (conocida "mezzo-soprano") y su extracto de una sonata de Bartok, "A Miniaturisation Of Bartok´s Sonate For 2 Pianos & Percussion (3rd Movement)"

Llegamos prácticamente a la mitad de la grabación de esta cara B con la tercera banda que se inicia con un tema del famoso batería de The Pretenders, Martin Chambers. Su "A Swift One" está dedicado al vuelo del vencejo común acompañado de su inigualable percusión. Bob Cobbing y Henri Chopin (este último presuntamente emparentado con el famoso compositor clásico); son dos poetas alineados a la corriente "no verbal" los que nos acompañan seguidamente. Su "Refreshment Break" es una oda literalmente "masticada" en homenaje al poeta francés Rabelais, y su final "j´ai bien mangé" (para quien le interese) lo suelo emplear como frase estrambótica después de haber satisfecho un buen condumio, cosas mías...Nos toca ahora una de las mejores piezas de la recopilación, el gran Dave Vanian de The Dammed y su "Night Touch", poema recitado al socorro nocturno del mejor Poe, maravillosamente macabro. Termina la tercera banda con Metabolist, muy desconocido grupo experimental británico que se da a conocer en "Enovations", antiguo magazine de los fans del ex teclista y compositor de Roxy Music. Su "Racing Poodles" es una pieza "dance" donde el caos y el ruido tienen ecos no tan lejanos a gente como Can, Gong y Magma.

Y comienza la cuarta banda con el grandísimo Gavin Bryars, autor de la obra maestra titulada "The Sinking Of The Titanic" (de la que espero hablar en un próximo (?) futuro). Aquí, con su tema "After Mendelssohn (137 Years)", se sirve al piano de sus propias manos (¡cómo no!), más las del anteriormente mencionado John White, para homenajear al compositor alemán. Muy buena. Nos adentramos con 1/2 Japanese en uno de los más conocidos grupos americanos de música rock de vanguardia. Los hermanos Fair (David y Jad) y Dreyfuss (John y Rucky) estimulan nuestros tímpanos con una versión caótica del "Paint It Black" de los Rolling Stones. Entra, seguidamente, otra banda digna de auténticos "gourmets" musicales, la famosa The Penguin Cafe Orchestra, y aquí presentamos a uno de sus miembros, Simon Jeffes, que con su "Arthur´s Treat", trata en formato de cuarteto de cuerda la pieza quizás más convencionalmente clásica de toda la compilación. Suena el toque de corneta a continuación, como si se tratara de una "diana cuartelera", para dar entrada a Mark Perry, editor en su tiempo del magazine punk "Sniffing Glue". Su versión del tema dylaniano "Talking World War III" es un ejercicio donde los estilos free-jazz y punk le llevan por caminos de total ruptura atonal. Finaliza la cuarta banda con el tema "89, 90, 91, 92", atribuida al gran compositor contemporáneo inglés Michael Nyman, realmente una de las joyas de toda la grabación. Pieza que utiliza, con una maravillosa secuencia de escalas armónicas, las cuatro últimas biografías que compuso para la película "The Fall", dirigida por Peter Greenaway ese mismo año 1980.

¿Cansados de tanta lectura, quizás un punto exhaustos de tanta información concentrada?; no se preocupen que ya comenzamos la quinta y última banda de la grabación, y lo hacemos de la mano del gran David Cunningham, miembro originario de los fabulosos Flying Lizzards (otro grupo del que tendremos que hablar). Su "Index Of Ends" no llega, desde luego, a sus célebres versiones de "Summertime Blues" o "Money", pero sí desarrolla sus más conocidas apuestas por el movimiento "non-musicality", breve e interesante. Y proseguimos con otro grande. ¿Quién desconoce a Kevin Coyne, tanto en su etapa en Siren como artista en solitario?. Pintor e ilustrador en muchas de las portadas de sus propios discos, en el momento de este su tema, "James, Mark & Me (In The Manner Of Tom Waits)", estaba colaborando con Robert Wyatt, de quien también hablamos en la primera parte. Aquí su participación pretende una suerte de ofrenda al escritor Joyce y al pintor expresionista Rothko. Magnífico. Prolongamos nuestro gozo con otra de las maravillas de la compilación, el tema "Hep" del grupo "avant-garde" francés Etron Fou Leloublan, uno de los participantes más destacados del mencionado (Primera Parte) festival de Reims. Una pieza de pulso "free-electronic" y gran percusión, digna de múltiples y exasperantes escuchas. Las dos últimas grabaciones nos sirven para presentar a Neil Oram, Ken Campbell & "The Science Fiction Theatre Of Liverpool" y a Pete Seeger. Los primeros impartiendo un curso acelerado de "spoken-word" en su "The Minute Warp", composición que en su momento trataba de aplicar musicalmente la "investigación sobre las filosofías y terapias de la Verdad" (?), el segundo, con su "Chorale From Beethoven´s 9th Symphony", afronta al dobro el fragmento de la misma conocido como "Song Of Joy", una versión que fue inicialmente grabada por el bardo americano en 1955 en su "The Goofin-Off Suite", una curiosa y atrevida, entonces, apuesta musical que pretendía desarrollar popularmente las ideas de esperanza y optimismo.


Para todos aquellos amantes de la música en general, rebeldes al estancamiento de estilos y abiertos a nuevas formas de experimentación, este "Miniatures" debería ser un disco de obligada referencia. Además, como todas las buenas compilaciones, ofrece al oyente interesado muy valiosa información que le valdrá, sin duda, para ahondar en sus conocimientos y profundizar en sus preferencias. No dejen de oírlo, si tienen ocasión de ello. Servidor, después de la paliza de recopilación, traducción y comentario de obra tan compleja, se encuentra algo extenuado pero feliz, eso sí, y con la confianza de que el esfuerzo empleado ha merecido la pena. Me espera un apetecible "gin-tonic" como premio a tan ígnea labor.


Nota: para los más interesados en esta iniciativa de Morgan-Fisher, comentar que existen otras dos grabaciones: "Miniatures 2, 1994" y "Miniatures 1 + 2, 1980-2000" (en vinilo las dos), más una recopilación en CD  de ambas, editada en 2008.


2 comentarios:

  1. Tras leer la priemra parte me he puesto a buscar el disco para descubrir que YA NO LO TENGO. Horror menos mal que has realizado una reseña de su formato actual conm ese 2 lp

    ResponderEliminar
  2. Pues ya es lástima que lo hayas perdido Bernardo. El CD recopilatorio de los 2 Lps está editado en Cherry Red Records y se puede adquirir vía amazon UK, aunque me imagino que también se podrá bajar por mp3.
    Gracias y saludos,
    Javier.

    ResponderEliminar